Bai Hao oolong (Fancy oolong)

6,30 €
Impuestos incluidos

El Fancy oolong o Bai Hao oolong (té oolong de puntas blancas) procede de Taiwan y se produce con el varietal Qing Xin Dapan. Es, quizá, más conocido por el nombre de Oriental Beauty (Dongfang Meiren). 

La particularidad de este té radica en las mordedudas de un pequeño insecto, el Jacobiasca formosana, de unos 3mm. Con la llegada del verano, aparecen estos diminutos bichitos que se alimentan de las hojas de la planta. La Camellia sinensis, entonces, se defiende segregando una hormona muy aromática. Esta reacción química, combinada con la alta oxidación de las hojas (entre el 50% y 70%) y el resto de fases del procesamiento, le aporta a la infusión unas notas dulces, de sabor a orquídea y melosas. Además, ofrece un sensación untosa y sedosa al paladar.

Elige la Cantidad
Cantidad
No hay suficientes productos en stock

Preparación:

En función del método de preparación, recomendamos empezar bajos los siguientes parámetros:

1. Método tradicional

1 gramo por cada 50 mililitros
90º C
2 minuto
+30 segundos por cada reinfusión

2. Método Gongfu

Precalentar los utensilios
2/2,5 gramos por cada 50 mililitros
90º C
20 segundos
+5 segundos por cada reinfusión

_____________

Más información:

De entre las diversas denominaciones, nosotros optamos por Fancy oolong o la descriptiva Bai Hao oolong (té oolong de puntas blancas). Reservamos así el nombre de Oriental Beauty (Dongfang Meiren) a la calidad suprema de esta varidad de té, cuyos precios también son supremos.

Las producciones de mejor nivel de Oriental Beatuy son muy reducidas, pues se componen en su totalidad por los brotes y las hojas "dañados" por la jacobiasca formosana. Para esto, se requiere una cosecha manual cualificada y muy cuidadosa. De esta forma, resulta su característico sabor a moscatel. 

Generalmente, las plantaciones que producen este tipo de té se localizan en altitudes menores a los 1000 m.s.n.m para favorecer la acción de la jacobiasca formosana.

Las notas a moscatel de las producciones de Oriental Beuty también las comparten algunas segundas cosechas de Darjeeling. A diferencia de las primeras, que se cosechan en primavera, las segundas cosechas se realizan en verano. Bajo el ambiente caluroso, proliferan los insectos que se alimentan de las hojas de la Camellia Sinensis, produciendo una reacción química similar en la planta.

Cuenta la leyenda que el Oriental Beauty se desarrolló por casualidad. Un agricultor -en estas historias siempre por distracción- no se percató de que sus cultivos sufrían una plaga. Cuando se dio cuenta, ya era demasiado tarde. De todos modos, decidió cosechar las plantas. Tras procesar la hojas y probar el té, descrubrió una bebida deliciosa. Los labradores vecinos también degustaron los resultados y se maravillaron con el sabor. Sin embargo, no creyeron que unos insectos pudieran ser la razón de esa innovación, así que acusaron al agricultor de ser un mentiroso (penfeng). Por ese motivo, en Taiwan este té recibe asimismo el nombre de penfeng cha.

0 Artículos
Nuevo